Entradas

Mostrando entradas de abril, 2011

Los días grises

Imagen
Todos tenemos días grises, donde las nubes y el sol salen por un instante y vuelven a desaparecer. No hace mucho yo tuve un día gris, pero era gris completo, sin nubes ni sol. En lenguaje coloquial, fue un día gris con pespuntes negros. Uno de esos días en que uno se siente como una hormiga. Seguro te ha pasado alguna vez. No creo que podamos vivir en este planeta y salir ilesas de días grises. Y en honor a la verdad, mi día gris no tuvo nada que ver con algo concreto. No había un problema específico al que pudiera culpar. Era un día gris del corazón…o de la mente. ¿Sabes quién es nuestro peor enemigo? Nosotras mismas. Nuestra mente es como un campo de batalla donde se libran grandes combates. Y por eso mi día era gris. El cielo en realidad estaba azul, espléndido, pero yo lo veía gris. Mi mente había hecho un nudo donde se juntaban mentiras del enemigo de nuestras almas con percepciones erróneas, un poco de estrés y exceso hormonal. Todo lo veía gris. ¿No te ha pasado? Nosotras las mu…

Una semana complicada

Mis queridas amigas del blog:

Sé que les debo una receta para hoy martes, pero esta semana está resultando muy complicada con excursiones de la escuela de mi hija, visitas, compromisos de trabajo...es decir, la vida. Pero para la próxima semana tendremos nuestra acostumbrada receta, sin falta.

La sección de los libros he decidido tenerla una vez al mes, lo cual me da más tiempo para escoger.

Te invito a que regreses mañana para contarte algo que me sucedió hace poco. Pudiera ser tu experiencia también.

Hasta entonces, bendiciones!


Wendy

¿Impotente?

Imagen
¿Alguna vez te has sentido impotente? ¿Incapaz de cambiar tus circunstancias, de cambiar la actitud de otra persona, de cambiarte a ti misma? Sé lo que se siente. En múltiples ocasiones he querido cambiar todo lo mencionado antes, especialmente eso último, y más.  Pero, en su expresión más literal y estricta, no tenemos poder para nada de eso y cuando lo comprendemos, muchas veces nos sentimos…bueno, impotentes. ¿De dónde sacamos fuerzas entonces para seguir, de dónde puede venir el cambio necesario? 
Esta semana releí algo que casi me sé de memoria. Está escrito en una carta que fue redactada hace muchos  años en una prisión romana, por alguien que de seguro se sentía más que impotente pues estaba atado con cadenas a un soldado las 24 horas del día. Piensa en las implicaciones que eso tiene y dime ¡si no es como para sentirse súper impotente!
Si te leyeras esta carta completa verías que el hombre no se queja ni una sola vez, a pesar de sus difíciles circunstancias. Al contrario, mucha…

Entre col y col...pollo aderezado con hierbas

Imagen
Francamente, el pollo no es de mis carnes favoritas, así que siempre busco maneras nuevas de hacerlo y la semana pasada experimenté con algunos ingredientes y el resultado fue delicioso. Incluso pasó la prueba exigente de mis hijos, pues con los niños es más riesgoso lo de los sabores nuevos. Si te animas a hacerla, es muy fácil y rápida. Las cantidades no están exactas porque, como te digo, fue un experimento.

Ingredientes

Tiras de pechuga de pollo (aprox. 1 libra)
Estragón
Tomillo
Orégano (las tres especias secas)
Ajo en polvo
Aceite de oliva
1 taza de vino seco para cocinar

1. Adobra el pollo con las especies secas y el ajo en polvo al menos durante 30 minutos. Puedes poner sal al gusto.
2. Dora el pollo en el aceite a temperatura media. Cuando ya esté dorado, añade el vino seco y cocina a fuego lento hasta que casi todo el vino se consuma.


Puedes servirlo con vegetales al vapor y ensalada verde.

Color de rosa

Imagen
Vivimos en un mundo de resultados. Todo se mide por los resultados. Desde las notas de un niño en la escuela primaria, hasta el desempeño de un alto ejecutivo. Todos esperamos resultados en base a las acciones, y siempre esperamos que sean “justos”. Es decir, a un buen trabajo, un buen resultado, una buena recompensa. Pero esta misma manera de pensar la trasladamos a todo, incluyendo nuestra relación con Dios.
¿Alguna vez te has preguntado por qué si amas a Dios, si tratas de agradarle en todo, tu vida no es lo que anhelaste? ¿Por qué no es color de rosa?  ¿Por qué aparentemente las de otros que “no son tan buenos como tú” sí parecen ir sobre ruedas? 
Bueno, yo sí me hice esa pregunta unas cuantas veces. Y para serte honesta, en el fondo de mi corazón trataba de luchar con Dios y de entender lo que para mí parecía injusto y desequilibrado. Algo así como cuando los niños nos dicen: “¡Eso no es justo!” Y la razón de la injusticia es, por ejemplo, que ya es hora de regresar a casa luego de…

No te esfuerces tanto

Imagen
Seguro que al leer el título pensaste que esto contradice muchas de las cosas que he escrito en artículos anteriores. Sigue leyendo.
Siempre me han gustado los primeros lugares. Escribirlo es mucho más fácil que aceptarlo, créeme. Desde que era niña en la escuela me gustaba tener las mejores notas, ganar concursos, y siempre que pudiera, ser la mejor estudiante. Me esforzaba por lograrlo pues no siempre era tan fácil ni tan divertido.
La realidad es que eso está bastante arraigado en el ser humano y lo trasladamos a todas las esferas de la vida. No importa donde estemos ni lo que seamos, lo mismo en el mundo empresarial que si se trata de una mamá que está en casa con sus hijos. No hay nada de malo en tratar de destacarse y ser bueno en lo que uno hace, siempre y cuando la motivación sea correcta. El problema está cuando nos esforzamos demasiado…por gusto, y al final no quedamos satisfechas. ¿Será porque a pesar del esfuerzo me falta el ingrediente principal?
Unos pescadores llevaban …

Me gustaría saber...

Imagen
Durante varios miércoles he hablado de libros que han tocado mi vida de diferentes maneras. Novelas que me han hecho soñar y desear trasladarme a otra época y conocer a sus personajes. Páginas con preguntas desafiantes para la mente y el corazón.  Y en todos mis artículos encuentras citas de mi libro favorito por encima de todos, la Biblia.

Así que hoy decidí hacer algo diferente, me gustaría saber qué libro o libros han significado más para ti, ¿por qué? Me encantaría que tomaras un par de minutos y me dejaras aquí tu comentario. Compartir lo que nos ha beneficiado pudiera beneficiar a alguien más. 

¡Gracias de antemano!

Entre col y col...una sopa búlgara

Imagen
Como les conté la semana pasada, mi mamá me hacía esta sopa cuando yo era niña. Después un día, estando embarazada, me entró uno de esos “antojos” y la comí varias veces. Yo misma nunca la he hecho, pero voy a lanzarme pronto. Claro que será solo para mí porque a mi esposo no le gusta y mis hijos…no creo que me acompañen, ¡ja! ¡ja! La base de la receta es el yogurt, y que conste, data de mucho antes de la moda de las dietas, la comida saludable y el planeta verde.Mi mamá la aprendió con una amiga búlgara. Allí lo sirven como aperitivo y también como acompañante.
Sin más dilación: ¡Tarator!
2 pepinos (aproximadamente una libra)
500 gramos de yogurt natural 
3-4 dientesde ajo
2 -3 cucharadas de nueces trituradas (opcional)
aceite de oliva
sal
agua (opcional)

1. Corte los pepinos en cubitos y póngalos en un pozuelo hondo. 2. Bata el yogurt con un tenedor hasta licuarlo y viértalo sobre los pepinos. 3. Añada los dientes de ajo aplastados así como la sal y el aceite al gusto. 4. Si fuera nec…

El verdugo de todos...o el amigo de unos pocos.

Imagen
“El tiempo, el implacable, el que pasó...”, así empieza una canción de un conocido trovador cubano. Y así es como muchos ven al tiempo, como un verdugo implacable. Es verdad que no podemos escaparnos de sus efectos porque las arrugas salen, llegan las canas, los ojos necesitan espejuelos, la mente ágil de otro tiempo empieza a olvidar las cosas…y bueno, no hace falta decir más porque todos sabemos cómo es.
Me atrevo a decir que si hay algo que la gran mayoría quisiera poder recuperar es el tiempo. Volver a atrás y cambiar cosas, decisiones que no fueron las mejores, palabras dichas que mejor nunca se hubieran pronunciado o que debimos decir y callamos, oportunidades de actuar que dejamos pasar, etc.
Sin embargo, mira lo que dijo Pablo, un hombre que sin dudas tenía mucho en su pasado con lo que no estaba contento: “…me concentro sólo en esto: olvido el pasado y fijo la mirada en lo que tengo por delante, y así avanzo hasta llegar al final de la carrera”. Dicho de otra manera, deja de …

De crayolas, jabón y otros accidentes

Imagen
A veces la vida nos sorprende. 
Hace unos días yo tenía “la agenda” llena. Mucho trabajo, una reunión del PTA de la escuela de mi hija en la tarde, varias cestas de ropa por lavar, tenía que dejar lista la cena antes de irme a la reunión, etc. Encima de eso, el panorama a mí alrededor no estaba en orden, como a mí me gusta, y eso tiende a provocarme un poco de estrés…a veces más que un poco.
La secadora paró y fui a sacar la ropa. ¡¡¡Bum!!! No, la secadora no explotó, casi exploto yo cuando vi que cada pieza que sacaba iba “adornada” con pespuntes naranjas, amarillos y rojos. Sentí ganas de llorar, gritar, patalear…no sé cuántas cosas. ¿Cómo no me di cuenta de que una crayola multicolor era parte de ese montón de ropa?
Tuve que hacer una oración supersónica para que Dios amarrara mi lengua y no empezara a gritar ni regañar a mi hijo de tres años, el autor  de aquel desastre. Evalué las opciones y decidí que no podía simplemente echar la ropa a la basura, tenía que intentar algo. Con p…

Entre col y col...una delicia española

Imagen
Para algunos el verano se acerca, para los que vivimos en el sur de la Florida los termómetros ya indican temperaturas muy veraniegas y en breve todos estaremos pensando en comidas refrescantes. A mí me gustan las sopas frías. Cuando era niña mi mamá hacía una con yogurt, de origen búlgaro, que me gustaba mucho. Pero eso es material para otro día.
Hoy te traigo una receta de sopa fría pero es española. Se llama Salmorejo. La probé por la misma razón que me impulsa siempre: probar algo nuevo. Me encantó. Nunca la he hecho yo misma pues la probé en un restaurante. Así que luego de buscar mucho, aquí te comparto la receta más sencilla que encontré.

Ingredientes

2 libras de pan de miga dura (preferiblemente del día anterior)
1 octavo de litro de aceite de oliva virgen
2 libras de tomates maduros
2 dientes de ajo
Sal a gusto
3 o 4 cucharadas de vinagre
1. Se humedece el pan y se corta en pedazos pequeños antes de meterlo en la batidora con los…

Un libro que me leí

Imagen
Quizá porque hoy celebro un año más que Dios me ha regalado y por el cual le agradezco, y porque a la vez eso nos hace recordar años pasados, amigos, experiencias, es que hoy quiero hablarte de un libro chiquito, muy querido para mí y que leí hace mucho tiempo. “El principito”. Escrito por Antoine de Saint Exupéry, un autor francés, y publicado por primera vez en 1943, en los Estados Unidos. Las ilustraciones fueron hechas por el mismo autor. Recuerdo que la primera vez que leí un fragmento estaba en tercer grado, tenía la misma edad que tiene mi hija ahora y no entendí absolutamente nada. Años después me puse a pensar que en realidad no es un cuento para niños, es un cuento para adultos visto a través de los ojos de un niño. Si no lo has leído nunca, tienes que hacerlo. Yo lo considero una obra maestra y un tesoro literario. “El pequeño príncipe”, como traducen algunas ediciones, vive en el asteroide B 612 donde solo hay tres volcanes y una rosa. Cansado de los problemas de su propio pl…

La competencia

Imagen
Basta que se reúnan dos niños para escuchar una conversación más o menos así:
—Mi carro es más rápido que el tuyo. —Ah, sí pero yo puedo correr más rápido que tú. —A lo mejor, pero mi bicicleta es más linda que la tuya. —Y mi patineta es mejor que la tuya.
Un poco más tarde en una de las casas: —Mami…yo quiero un carro como el de fulanito.
Y en otra: —Papi, yo quiero una bicicleta como la de menganito.
Lo interesante de esta mentalidad de competencia y comparación es que no es exclusiva de la niñez, nos persigue toda la vida, solo que los temas cambian y tal vez no se expresen en voz alta. “Mi carro es mejor que el tuyo.” “Mi casa es más grande que la tuya.” “Yo quiero una casa como aquella.” “Si yo tuviera dinero como…” El asunto es que la sociedad en la que vivimos es competitiva por excelencia. Me asombra cómo en los anuncios publicitarios incluso se comparan sin reparos unas marcas con otras. Y la mentalidad de consumo nos lleva a competir porque queremos tener lo mismo que el vecino del f…

Para celebrar

Imagen
Hace 16 años hoy me desperté al día con que toda niña sueña desde pequeña: el día de mi boda. Sobre la cama el vestido que con mucho cuidado mi mamá planchó. Fue ella misma quien me arregló el pelo y me ayudó con el maquillaje. Yo estaba feliz, agradecida a Dios, y claro, nerviosa, como todas las novias. ¡Me parece mentira que el tiempo haya pasado tan rápido! Voy a hacer algo atrevido, al final de este artículo encontrarás una foto de ese día… Hoy, 16 años después, puedo decirte con toda certeza en mi corazón que el matrimonio es la mejor de las relaciones humanas.He aprendido muchas cosas y quiero enumerar algunas con la intención de que sirvan de aliento a tu vida si estás comenzando en tu matrimonio, para que te ayuden a seguir adelante si ya llevas tiempo en esta jornada y para poner las cosas en perspectiva si todavía esta relación no forma parte de tu vida.
No existen matrimonios perfectos. Mi esposo debe ser mi mejor amigo. Aprender a pedir perdón y a perdonar me ha hecho …