viernes, 30 de noviembre de 2012

Tengo una invitación para ti, ¿aceptas?

¡Parece mentira que ya estemos en época de Navidad! El año se me ha ido volando, como dicen por ahí. ¿Y a ti? 


Llega el mes de diciembre y antes de que nos envolvamos en compromisos sociales, familiares, en la iglesia, etc., quiero invitarte a hacer algo. DETENTE.  No dejes que la temporada se te vaya entre las manos, corriendo de una tienda a otra, estresada por la lista de cosas que hacer y los regalos que comprar  para luego envolver y entregar.

Haz espacio en tu día durante este tiempo para reflexionar en el verdadero sentido de lo que estamos celebrando. Por eso denominé esta serie “El corazón de la Navidad”. Muchas cosas quieren usurpar ese lugar, pero la verdad es que solo le corresponde a alguien, Jesús.

De eso se trata la Navidad.  

Muchos observan la tradición del adviento, es decir, las cuatro semanas que preceden a la fecha. Ya sea que lo hagas de esa manera y le llames así, o no, detente. Relee los relatos navideños, saboréalos. Busca entre líneas lo que pueda  implicar cada suceso. Imagina que puedes mirar en la ventana del tiempo y ver a cada uno de los personajes bíblicos, qué pasó, cómo cambió sus vidas aquel anuncio y luego el nacimiento. Y cómo todo encaja de manera perfecta y maravillosa en el hilo de la historia de Dios.

¿Quieres asomarte conmigo? Lo que pasó en Belén hace más de 2000 mil años también nos involucra a ti y a mí, aunque no estuviéramos allí.  Acerquémonos para ver muy de cerca, escuchar los sonidos, absorber las palabras.

Nos encontraremos tres veces por semana. Los miércoles incluiré algunas ideas que puedes poner en práctica en familia para celebrar a Cristo. El viernes en el video te invito a sentarte conmigo, una taza de té o café junto a mi árbol de Navidad, y explorar juntas las verdades entretejidas con la historia en las páginas de la Biblia.

Te garantizo que será una Navidad diferente. ¿Me acompañas? Empezamos el lunes, aquí mismo. Te espero. 

Y mientras, bendiciones en tu fin de semana,


Wendy


1 comentario :

  1. Hola Wendy Dios te bendiga !!
    Claro que si Wendy, que emoción lo que nos enseñaras.
    Gracias.
    Feliz Fin de Semana. Un abrazo.

    ResponderEliminar