domingo, 17 de febrero de 2013

"Más que apariencias", semana 6


Llegamos a la última semana de este estudio. A pesar de que es mi segunda vez leyendo el libro, ¡cuántas cosas he aprendido! ¿Y tú? 

El viernes vamos a tener una “fiesta” de despedida del estudio. Luego te explico más cómo lo haremos.

Ahora veamos la guía para la sexta y última semana, aprendido a ser más que una buena cristiana y vivir más allá de las apariencias.


Más que apariencias, semana 6
Día 1
Lee el capítulo 16 del libro Más que apariencias.  Anota en tu libreta o cuaderno cualquier idea que te haya impactado personalmente.
 
Día 2
En este capítulo Lysa dice: “Convertirnos en más que buenas cristianas significa esperar el tiempo de Dios, y esperar todo lo bueno que él está obrando en nosotras. Y cuando ya estemos listas para avanzar, convertirnos en “buenas cristianas” significa recordar que debemos ayudar a los que viene detrás de nosotros. Eso nos asegura que nuestro llamado no tenga que ver solamente con nosotras”.

1. ¿Sientes en tu corazón el deseo de vivir completamente con Dios pero todavía no estás segura de cómo llevarlo a cabo? Explica

¿Por qué no pedirle a Dios que se te revele en los próximos días y te confirme exactamente lo que tiene para ti?  Lo que venga después pudiera dejarnos boquiabiertas.

Te invito a anotar en una tarjeta esta oración que viene en el libro y a que la hagas durante la próxima semana, cada día. Siéntete con libertad de personalizarla, dadas tus circunstancias.

Solo por hoy viviré de este modo. Solo por hoy tomaré la decisión de no estar cómoda. No dejaré que las sutiles influencias del orgullo y de pensar que sé lo que es mejor para mí nublen el deseo de tener más de Dios en mi vida. Hoy creeré con absoluta certeza. Hoy obedeceré con completa rendición. Hoy buscaré con total abandono. Porque hacer esto es cumplir el propósito para el que fui creada. No a fin de procurar gloria para mí misma a través de algún gran logro, sino para darle gloria a Dios al hacer de él el mayor deseo de mi corazón. Oh, Dios, que pueda tomar esa decisión hoy. Aun cuando fuera tan solo por un día, ¡cómo quisiera que fueran más!, pero incluso si fuera solamente por hoy, que sea completamente así. Porque un día contigo es verdaderamente mucho mejor que mil días en cualquier otro lugar. En el nombre de Jesús, amén.

2. ¿Por qué tantas veces queremos conformarnos con menos de lo que Dios tiene para nosotras? 
Explica.

Dios nunca me ha pedido hacer grandes cosas para él.  Lo único que siempre ha requerido de mí es que permita que su grandeza entre en mí, me cambie desde adentro y se revele a través de mi vida. No hacer cosas para él sino simplemente estar con él.

Día 3
Lee el capítulo 17 del libro Más que apariencias.  Anota en tu libreta o cuaderno cualquier idea que te haya impactado personalmente.

Día 4
Muchas veces nuestra vida de oración se vuelve egocéntrica, centrada solo en nuestras necesidades y peticiones: Dios bendíceme; bendice a mi familia; bendice a mis hijos para que sean fuertes, saludables; bendice mi ministerio; bendice mi matrimonio y a mi esposo; etc., etc.

Aunque no está mal y son oraciones honestas pero son un tanto fallidas porque ponen mis expectativas en que Dios haga lo que yo quiero sin tener en cuenta el plan mucho mayor que Dios pueda tener.  Cuando lo hacemos estamos básicamente atrofiando nuestro crecimiento espiritual al pedirle conveniencia y comodidad en lugar de oportunidades para crecer y llegar a ser una mujer de carácter, perseverancia y madurez.

1.Piensa en todo esto. ¿Qué significa realmente para ti? ¿Y para tu vida de oración?

2.Lee Lucas 11:9-10 y anota tus ideas.

Queremos las promesas pero no los riesgos. Queremos circunstancias cómodas pero nos negamos a los cambios que nos transformen y que pudieran ser necesarios. En realidad el verdadero tesoro está en llegar al punto en que anhelemos más al dador de las promesas que las promesas mismas.

3. Cuando en el libro se sugiere hacer oraciones peligrosas, ¿qué crees? ¿Cuál es la belleza de hacer oraciones así?

¿Cómo pudiera cambiar tu vida de oración en base a lo que trata este capítulo?

Día 5
Lee el capítulo 18 del libro Más que apariencias.  Anota en tu libreta o cuaderno cualquier idea que te haya impactado personalmente.

Día 6
Casi al final del libro encontramos estos dos párrafos: “Me gustaría vivir una vida que le agradara a Jesús. No una vida cristiana de plástico, llena de listas de actividades religiosas y de fingimiento. No, eso sería hipócrita en el mejor de los casos y mortal en el peor.
Quiero vivir plenamente con Jesús. Cautivada por su amor. Embelesada con sus enseñanzas. Ser una prueba viviente de su verdad.”

Yo también lo quiero. ¿Y tú?

Para este último capítulo, solo anota en tu diario o cuaderno que hayas usado para el estudio lo que el mismo ha significado para ti a nivel personal. ¿Cuáles fueron algunas de las lecciones más importantes para tu vida? Si alguien te preguntara qué es lo principal que has sacado de este estudio, ¿qué sería?

Te invito a la página de Facebook, ¡allí podemos interactuar todavía más y conocernos! 
Y si hoy estás de visita y te gustó el blog, será un honor que te suscribas {a la derecha está la casilla para hacerlo}

¿Te faltó el video del viernes? Aquí está.

Hasta el miércoles, bendiciones,

Wendy


No hay comentarios :

Publicar un comentario