Mi relación con Dios en un mundo digital

Vivimos en la era digital, no hay marcha atrás, y como casi todo en la vida, tiene sus ventajas y desventajas. 

Ya parece imposible concebir un mundo sin Google, sin redes sociales, o sin tiendas digitales donde todo está al alcance de un clic. Y la llegada de los teléfonos inteligentes ha hecho realidad algo que hace apenas 10 años era pura ciencia ficción. Tenemos, en la palma de la mano, una pequeña computadora que nos sirve de GPS, nos permite pagar las cuentas, hacer llamadas, tomar fotos y editarlas, elaborar documentos, nos recomienda restaurantes, nos indica el estado del tiempo, y mucho más.


Sin embargo, la era digital también se nos ha convertido en un estorbo, por decirlo de alguna manera, en la manera en que nos relacionamos con Dios. Y de eso quiero hablarte hoy. No voy a extenderme mucho, solo quiero presentarte algunos puntos y dejarlos ahí para que medites en ellos y determines si esto pudiera estar sucediendo en tu vida. 

Problema no. 1: Nuestra falta de familiarización con la Biblia, porque estamos acostumbrados a la versión digital. Es decir, muchas veces si nos piden buscar un pasaje, no sabemos dónde está porque en lugar de memorizar el orden de los libros al usar la versión impresa, vamos a la aplicación y allí lo encontramos con solo tocar la pantalla. No hay nada de malo en usar estas aplicaciones, pero todo cristiano debe usar y conocer bien su Biblia. 

Problema no. 2: Cuando mi tiempo en la Palabra de Dios es “digital”, soy más propensa a distraerme. Debido a las notificaciones, llamadas, etc., la lectura se vuelve interrumpida y eso impide que pueda meditar e interiorizar realmente lo que estoy leyendo. Nos hace perder ese sentido de un tiempo especial cuando  "estoy leyendo mi Biblia”. En un dispositivo podemos hacer muchas cosas, pero cuando estamos a solas con un libro, nuestra atención no está dividida.

Problema no 3: Mi lectura de la Biblia no puede limitarse al “versículo del día”. Recibir esta gota diaria de inspiración, desafío, convicción o sabiduría es excelente, y hasta podemos usarlo para compartir con otros la Palabra de Dios, pero de ninguna manera puede ser mi único contacto diario con la Biblia. ¿Imagínate vivir con un bocado al día? Siempre tendrías hambre, ¿verdad? A nivel espiritual sucede lo mismo. No puedo crecer, no puedo fortalecerme, con un solo bocado. ¡Muchos menos enfrentar el pecado! El salmista lo entendió muy bien cuando dijo: “En mi corazón he guardado tus dichos, para no pecar contra ti” (Salmos 119:11). Pero guardar en el corazón es meditar, aprender, estudiar. 

Problema no. 4Mi teología no puede salir de las canciones que escucho ni simplemente de YouTube. Sí, hay muchas canciones buenas y también videos con buenas enseñanzas, pero también hay mucho material con mala teología en ambas categorías. ¿Y cómo puedo discernirlo si no conozco bien la Biblia? Es preocupante que sepamos muchas canciones de memoria y muy pocos versículos bíblicos. 

De modo que relacionarnos con Dios en esta época digital, aunque pone a nuestro alcance innumerables recursos y posibilidades, también nos presenta estos desafíos que pudieran convertirse en problemas. De cada una de nosotras va a depender  cómo los usamos y cómo cuidamos y priorizamos nuestra relación con nuestro Padre. Vivir como Dios lo diseñó implica hacer las cosas de manera diferente. 

      Bendiciones,
   
   Wendy 

     Acabas de leer "Mi relación con Dios en un mundo digital", ¡te invito a dejar tu comentario!

Comentarios

  1. Muy buena reflexión, la compartiré con mi clase. Gracias Wendy siempre eres de bendición.

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tan excelente confrontación, debemos ser cuidadosas y diligentes en buscar conocer a Dios a través de su palabra! Gracias hermana Wendy

    ResponderEliminar
  3. Vivir como Dios lo diseñó implica hacer las cosas a la manera de Dios. Así de sencillo. Saludos. Dios te bendiga.

    ResponderEliminar
  4. Tal cuál hermana... cuando voy abrir mi Biblia me pasa de no encontrar algunos libros :/ . Gracias por este artículo... Me pondré a utilizar mi Biblia. Bendiciones Wendy, Saludos desde Argentina.

    ResponderEliminar
  5. Eso es muy cierto, y conosco gente que de invertir tiempo buscando de Dios fuera del movil se acomoda y resulta que ahora dedica menos tiempo en ello. Sin embargo tambien hay quien le es muy beneficioso y prueba de esto son los blog de personas que edifican nuestras prueba de ellos este blog pero es verdad que no solo debemos limitarnos en nuestra relacion y experiencia con Dios solo en esto hay que profundizar.Excelente articulo

    ResponderEliminar
  6. Muy cierto debemos orar para que Espíritu Santo de Dios nos de la sabiduría de limitar la tecnología a lo que es necesario y no como única herramienta. recordemos lo que Dice Juan8: 31-32 "Si vosotros permaneceis en mi palabra, sereis verdaderamente mis discípulos y conocereis la verdad y la verdad os hará libres". Gracias por tu mensajes. Bendiciones :)

    ResponderEliminar
  7. Muy cierto la biblia en papel es lo que no nos distrae. A mi me encantan toda la tecnología...Pero siempre pienso y si un día nos desconectan las redes o manipulan lo verdadero...
    Eso me hace guardar mis biblias como mis grandes tesoros.
    El malig___ es muy astuto y los libros van desapareciendo poco a poco ..Cuidado!!

    ResponderEliminar
  8. Gracias a todas por sus comentarios. ¡Bendiciones!

    ResponderEliminar
  9. como siempre que leo tus articulos solo tengo un deseo Que Dios te siga bendiciendo y utilizando para saber que el lo que quiere de nosotras, y crezcamos en comunion con El. Gracias

    ResponderEliminar

Publicar un comentario