Ahora que llegamos a 2020

¿Alguna vez has tenido de esos días que cuando llegas al final dices: «¿y en qué se me fue el tiempo?»? Es muy probable que sí. A todos nos pasa. Cuando somos muy jóvenes pensamos que el tiempo es eterno y que tenemos toda la vida por delante, así que no importa si malgastamos las horas. Luego, con el paso de los años, nos vamos dando cuenta de que la vida no era tan larga como parecía, los días cada vez nos resultan más cortos y por fin entendemos que las horas perdidas nunca regresarán. El tiempo malgastado será eso, malgastado. Sin embargo, Dios quiere que vivamos de manera diferente.



Hace un tiempo meditaba sobre ese tema mientras leía 1 Corintios capítulo 9, específicamente el versículo 26: 

«Por tanto, yo de esta manera corro, no como sin tener meta; de esta manera peleo, no
como dando golpes al aire…» 

Meta, esa fue la palabra que llamó mi atención. Otras versiones la traducen como propósito. Ahora que estamos comenzando un nuevo año de seguro escucharemos a muchos hablar de metas y propósitos. También sabemos que, en la mayoría de los casos, cuando llega febrero la lista de dichas metas quedó solo en buenas intenciones, nada más. Pero ¿qué significa realmente para ti y para mí, que estamos en Cristo, vivir con propósito?

SEGUIR LEYENDO...



¿Sabías que este libro se puede estudiar en grupo, y solo requiere 6 semanas? Incluye guía para la líder. Además, lo puedes acompañar con la serie en vídeo disponible, sin costo adicional, en el canal de LifeWay Mujeres. 

¿Qué tal si lo consideras para tu ministerio de mujeres, grupo pequeño, amigas en 2020? Disponible en amazon, LifeWay Mujeres y en la librería cristiana más cercana dentro y fuera de los Estados Unidos (lista de distribuidores en Latinoaméerica).

Comentarios